martes, 2 de noviembre de 2010

Honduras: al menos catorce personas intoxicadas, por consumo excesivo de Kirchner.

El frenesi ocasionado por la transmicion de tres dias ininterrumpidos del velorio del santo patrono peronista, se cobra ahora pobres victimas latinas, sin culpa alguna, solo motivadas por el deseo de ver television de calidad, cosa que Hondura no les otorga.
Según fuentes para nada confiables comentan que el principio de intoxicación comenzó a raíz de la larga espera de los latinos por ver a su gran ídolo, Tinelli. Al solo poder ver un cajón cerrado y a la viuda, los hondureños empezaron a comportarse de manera extraña y confusa, comenzaron a leer libros, jugar juegos de mesa, y algo aun mas escalofriante, escucharon a Santo Biasati en la radio.
El desenlace de todo estos eventos fatidicos que sufrieron los tercermundistas, concluyo en la internacion de los 14 hondureños, que no paraban de vociferar la marcha peronista en varios idiomas desconocidos.
De Narvaez agrego que es aberrante la existencia de hondureños, y pidió cárcel común para Fort. Lilita Carrió solo se limito a prepararse un sandwich de milanesa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada